Consejos para realizar el cambio de armario

¡Ya está llegando el fresquito! Y eso implica tener que hacer el cambio de armario ¡fuera bikinis, dentro abrigos! Si eres de los que le cuesta organizar el armario y sobre todo cuando tocan cambios de temporada, ¡seguro que estos consejos te animan y te ayudan con el cambio de armario de este año!

1. Vaciar todo el armario

Lo mejor antes de ponerte a ordenar es sacar toda la ropa del armario. Además, aprovecha a tenerlo vacío para limpiar a fondo, cajones, baldas , rincones… Echa mano de la bayeta y limpia el interior, también puedes añadir alguna bolsita de olor para perfumar tu armario y también lograr que tu ropa siempre tenga un agradable aroma.

2. Sigue un orden lógico

Con el armario limpio es hora de ponerse con la ropa, te aconsejamos que primero la separes por tipos de prenda (vestidos, camisas, pantalones…) y si te animas, también por colores.

Ordena el armario por categorías y no según su uso, de esta forma tendrás un armario mucho más versátil. En los cajones puedes meter toda la ropa que no se cuelga, como los jerséis. Para los zapatos te proponemos que uses cajas transparentes, así podrás ver en todo momento lo que tienes dentro.

3. ¡No guardes por guardar!

Haz revisión de todo lo que te has puesto esta temporada y aprovecha a vaciar tu armario de aquello que no te pones nunca, sino el año que viene volverás a sacar todo pensando que lo vas a utilizar. Lava la ropa que has decidido guardar para encontrarla en buen estado la siguiente temporada, ¡así tus prendas durarán más tiempo!

4. ¡La percha también importa!

¿Te has quedado sin perchas? Aprovecha a comprar lo necesario para tener tu armario perfectamente ordenado, si lo dejas para más tarde nunca terminarás de tenerlo en condiciones. ¡Un consejo! Compra perchas buenas, con cuerpo, y evita las de alambre (el planchado dura más y cuida más la ropa.)

5. Dona la ropa que has decidido no guardar

Tanto la ropa de invierno como la de verano que has decidido no seguir teniendo en tu armario puede tener una segunda vida para alguien que lo necesite. Nos parece una idea genial para darle uso a lo que ya no vamos a utilizar. Busca los contenedores destinados para ello o alguna organización que lo necesite, ¡te lo agradecerán!

6. Ahorra espacio, utiliza bolsas de almacenaje

Para terminar, con la ropa de invierno limpia, bien colocada y ordenada en el armario es hora de guardar definitivamente la de verano. Te aconsejamos que utilices bolsas de almacenaje al vacío, son una herramienta estupenda para ahorrar espacio y también evitar que la ropa coja olor o polvo mientras está guardada.

Esperamos te hayan servido estos consejos para animarte a realizar el cambio de armario, ¡sabemos que estás deseando sacar esos jerséis tan agradables y calentitos! Cuéntanos si tienes algún truco para realizar el cambio de armario, ¡a disfrutar del otoño!

Comentarios

Actualmente no hay ningún comentario.

Escribe un comentario

(*) Todos los campos son obligatorios