¿Sientes más cansancio físico en verano? Razones y consejos para tener más energía

¿Te notas más fatigado estos días? No te preocupes, es una señal de que tu cuerpo está respondiendo correctamente al cambio brusco de temperatura y busca mantenerse fresco. Sentir un mayor cansancio físico en verano está estrechamente relacionado a las altas temperaturas: el calor provoca una disminución de la tensión arterial y un aumento en la sudoración, provocando deshidratación y una pérdida significante de minerales, como por ejemplo el magnesio, cuya carencia provoca fatiga.

Nuestro cuerpo trabaja en todas las estaciones del año para mantener en equilibrio nuestra temperatura, por lo que cuando la exterior aumenta, esto supone un extra de esfuerzo. Por ello, es normal que experimentemos también otros síntomas como somnolencia, náuseas o apatía. 

De todas maneras, y aunque esta situación no indique (salvo casos extremos) un problema grave, podemos reducir esta sensación a través de varios hábitos saludables.

¿Cómo combatir el cansancio físico en verano? 

  1. Busca las sombras, especialmente en horas punta.
  2. Para mantener una buena hidratación es importante beber mucho líquido a lo largo de todo el día, especialmente si vamos a realizar deporte y la sudoración va a aumentar. A diferencia de la creencia general, es preferible no consumir bebidas muy frías, ya que no ayudan a bajar la temperatura corporal: estamos obligando al organismo a hacer una brusca bajada de temperatura y a que trabaje más, haciéndonos gastar más energía.
  3. Mantente activo y realiza deporte en horas más frescas: levántate un poquito antes o aprovecha cuando baje el sol para realizar esa actividad que tanto disfrutas.
  4. Evita la toma de alcohol, ya que fomenta la deshidratación. 
  5. Utiliza ropa transpirable y no ajustada, así como complementos como gorros o sombreros veraniegos para evitar que el sol te de directamente en la cabeza.
  6. Descansa e intenta mantener una rutina de noche para irte a dormir a la misma hora todos los días. 
  7. Aumenta la ingesta de fruta y verdura de temporada: son alimentos muy frescos.
  8. Toma alimentos de alto contenido energético e intenta seguir una dieta equilibrada que incluya alimentos con alto contenido en magnesio y potasio: dos minerales fundamentales para tener un extra de energía que ayude a contrarrestar la fatiga.

Y tú, ¿cómo haces para combatir un mayor cansancio en verano? ¡Cuéntanos en comentarios!

Si necesitas ideas de recetas fresquitas te recomendamos nuestra Ensalada de verano con burrata o, si no te apetece cocinar, ¡una de nuestras deliciosas Ensaladas Completas!

Comentarios

Actualmente no hay ningún comentario.

Escribe un comentario

(*) Todos los campos son obligatorios